Contenido

Gobierno invierte millones de dólares en armas mientras el SIDA crece en la población

Jhonatan Rodríguez, presidente de la Organización StopVIH, manifiesta su preocupación con respecto a la poca importancia que le ha dado el Estado Venezolano al tema del aumento de muertes asociadas al sida, así como al incremento de infecciones por VIH en el país.

Cuatro mil millones de dólares americanos acaba de solicitar el Gobierno Nacional en días pasados para la adquisición de tanques de guerra, cuando el país presenta un déficit evidente en materia de salud que compromete la vida de miles de venezolanos, especialmente en el Programa Nacional de Sida del Ministerio del Poder Popular para la Salud.

Jhonatan Rodríguez, Presidente de la Organización StopVIH, en representación de otras 74 organizaciones sociales con trabajo en VIH sida, indicó que Venezuela es el país en toda la región de América Latina con más episodios de desabastecimiento de antirretrovirales según informe de OPS que recoge datos correspondientes a los años 2010 y 2011.

Asimismo, desde el 2005 el gobierno nacional no ha hecho campañas masivas para la prevención, lo cual se demuestra con el incremento progresivo de personas con nuevos diagnósticos que asisten a la consulta médica en los centros de salud.

El titular de StopVIH señaló la multimillonaria inversión del Estado Venezolano que supera los siete mil millones de dólares americanos en sistemas de salud en otros países como Nicaragua a la cual entregó una gran suma de billetes verdes para comprar antirretrovirales, Bolivia por su parte recibió su porción con una gran donación de ambulancias, tal y como lo refleja la prensa de corte oficial AVN.

Por otra parte, Venezuela invirtió tres mil 363 millones dólares en armas de guerra, pero solo 183 millones 186 mil 423 dólares americanos en VIH, esto nada más durante el año 2010.

“Deploramos que algunos gobiernos de América Latina prefieran públicamente invertir en armas, fusiles, aviones y tanques de guerra en vez de invertir en vida y salud. Una población saludable garantiza el desarrollo de la nación”, aseveró.

De igual forma advirtió que reducir el gasto en salud y en especial en VIH sería catastrófico, pues contribuiría con el incremento desproporcionado de nuevas infecciones por VIH, entre los que se incluyen al menos 600 niños y niñas que nacen con VIH cada año en el país, así como 4 mil 800 muertes asociadas al sida entre 2009 y 2011 que pudieron evitarse. Si se sigue en este camino Venezuela pudiera ser comparada con África.

Aunque de forma intermitente e irregular, según datos del Ministerio de Salud venezolano 43.805 personas reciben tratamiento antirretroviral y se estima que unas 175 mil personas desconocen su estado serológico por lo que es urgente invertir en la respuesta nacional al Sida para promover la prueba diagnóstica y la prevención del virus que causa el sida, exigió Rodríguez.

“La educación y la buena salud son claves para evitar nuevas infecciones por VIH. La reducción de costos y de gastos en inversión para el sida se traduce en una nueva forma de discriminación hacia las personas que han contraído el VIH. Recordemos que es indispensable invertir en salud para minimizar los efectos sociales de la desigualdad y la crisis”, recordó.

Rodríguez manifestó que las organizaciones sociales con trabajo en VIH del país han solicitado a la comunidad nacional e internacional que se solidarice con la grave situación existente en Venezuela, ya que urge su intervención para ejercer presión ante las autoridades, que deben entender que no se trata de un “capricho” de las organizaciones sociales, sino una alerta ante la alarma que se enciende por tanta desinformación y las más de mil 600 muertes asociadas a la epidemia en el país que se registran cada año, así como las más de 11 mil nuevas infecciones por VIH que registra el país anualmente.

Para el vocero de las organizaciones sociales con trabajo en VIH sida en Venezuela, existe la posibilidad de rescatar la respuesta nacional a la epidemia si las autoridades toman los correctivos y hacen las inversiones necesarias tanto en prevención como en atención y tratamiento. Citó a Cuba como ejemplo que logró “llegar a cero” en nuevas infecciones por transmisión vertical (madre-hijo) del VIH.

“Venezuela cuenta con los recursos, tanto económicos como tecnológicos y humanos para salir de esta crisis, lo que hace falta es que se tenga voluntad política para resolver los problemas que comprometen la calidad de vida de los venezolanos y avanzar para ´llegar a cero´”, reflexionó Rodríguez.

Elaborado por: Jennifer Hrastoviak, Periodista, CNP: 15.981, Coordinadora de Prensa, Organización StopVIH.

Comentarios

Deja un comentario