Contenido

Jóvenes deben prepararse para un inicio sano de la actividad sexual

Virus de Papiloma Humano (VPH)

Si bien el Virus de Papiloma Humano (VPH) y el Virus de Inmunodeficiencia Humano (VIH) se transmiten de la misma forma,  por vía sanguínea o por relaciones sexuales, y no tienen una relación estructural propiamente dicha, la literatura médica asegura que las personas con una infección preexistente de VPH corren más riesgo de contraer el VIH.

A los fines de documentar esta información, StopVIH consultó a la Dra. Rosa Khalil Bittar, Médico Internista-Infectólogo, profesora de la Universidad Central de Venezuela y miembro de la Sociedad Venezolana de Infectología, destacando esta la importancia de alertar sobre la relación sobre ambos virus porque el VPH es una de las infecciones de transmisión sexual más comunes en el mundo.

“El sistema inmunológico juega un papel importante en ayudar a nuestro cuerpo a mantener el cáncer e infecciones como el VPH bajo control. Cuando el sistema inmunológico se ve comprometido debido a la infección por el VIH, el cuerpo tiene más dificultad para controlar infecciones y, las complicaciones del VPH como el cáncer cervical y anal, son más probables de producirse. Por esta razón, es importante la revisión de rutina para las personas con VIH”, explicó.

Lo delicado del VPH es que desde que una persona comienza a ser sexualmente activa está expuesta, y el riesgo aumenta en la medida que incrementa del número de parejas sexuales. La razón es que el VPH es transmitido muy fácilmente de persona a persona, incluso los condones no logran prevenir su transmisión en su totalidad, ya que las verrugas alrededor de la zona genital pueden pasar el virus a la parte de la piel que no está protegida por el condón.

De allí que una de las recomendaciones es vacunar a todas las pacientes desde la etapa puberal y antes del inicio de las relaciones sexuales.

“El VPH se transmite por contacto directo con la piel que esta? infectada con el virus. Cuando se produce el VPH en el área genital, puede ser transmitido sexualmente. Además del contacto de piel a piel con el pene, el escroto, la vagina, la vulva o el ano, el VPH puede ser transmitido a través del contacto de los genitales de su pareja con la boca. Las verrugas genitales son muy contagiosas y la mayoría de las personas que entran en contacto con una persona infectada desarrollarán las verrugas en si? mismos aproximadamente dentro de 3 meses”, explica la especialista, aunque también advierte que, en la mayoría de los casos, la enfermedad relacionada con el VPH (verrugas genitales o una condición precancerosa denominada displasia) pudiera no desarrollarse nunca, o tomar años o décadas antes de hacerlo.

En relación con la vacunación, Khalil informó que la vacuna contra el VPH  inicialmente fue aprobada para su uso en niñas y mujeres jóvenes de entre  9 y 26 años de edad, pero ahora se amplió su uso a niños y hombres jóvenes en el mismo rango de edad.

Aclaró que la vacuna contra el VPH se destinó para ser utilizada en la prevención, pero no para tratar el curso de la infección por VPH. “La vacuna tiene como objetivo las cuatro cepas del VPH más asociadas con el cáncer cervical y las verrugas genitales, por lo que no puede ser protección contra otras cepas. Existen cepas de VPH que todavía pueden causar verrugas o cáncer. Si usted se vacuna, debe seguir realizando exámenes con regularidad”.

Su recomendación es vacunar a todas las personas desde la etapa puberal y antes del inicio de las relaciones sexuales, tomando en cuenta que el VPH es una de las infecciones de transmisión sexual más frecuentes.

Para mayor información, visite el portal en internet www.stopvih.org y siga la cuenta @StopVIH en la red social tuiter.

Prensa, StopVIH, CNP. 6.216.